martes, 8 de agosto de 2017

Miradas

Es mirarte sin remedio,
Sin razón, ni tiempo,
Sólo tus ojos y los míos,
Perdidos en la eternidad.

Querer por fin, ser libre,
Pero vivir encadenado,
Padeciendo entre silencios,
Que me provoca tu presencia.

Perdido ando buscandote
Entre mil y una miradas
Que hipnotizan, mi vida,
Que me encuentran el alma.

Y yo aquí sigo en letargo,
Sin poder ofrecerte más,
Solo mi alma y mi vida,
Que entre versos te esperan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario